Los hosteleros del norte, hartos de la marginación en materia de infraestructuras

trenesnorte

MARÍA EIMIL /

Los hosteleros del norte se han cansado de la “inaceptable discriminación” que sufre esta zona en materia de infraestructuras y bajo la plataforma La Fuerza del Norte han reclamado al nuevo Gobierno una política activa que permita la llegada del AVE en el menor tiempo posible. Esta marginación histórica se hace todavía “más hiriente” cuando en otras regiones de España se están poniendo en marcha líneas de ferrocarril de alta velocidad low cost con el servicio denominado AVLO.

Asociaciones de hostelería y turismo de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco forman parte de esta asociación recuerdan que en el norte de España existen tramos de ferrocarril “decimonónicos”,  por lo que consideran imprescindible que el Gobierno aplique una política para “resolver de una vez por todas y de forma definitiva esta histórica carencia: un transporte ferroviario del siglo XXI”. Lo hacen a través de un comunicado a raíz de la reciente confusión sobre la continuidad o no del AVE a León desde Madrid, con la supresión de la venta de billetes a partir del 20 de enero, que activó todas las alarmas.

El AVE, más de 25 años en otras zonas del país

“Carecemos de una conexión en ferrocarril de alta velocidad con la capital de España, cuando las primeras conexiones cumplen más de 25 años”, subrayan en un comunicado, en el que trasladan su confianza en la palabra de Renfe, que garantizó el servicio y aseguró que la suspensión transitoria de los AVEs a Madrid se debe a las labores de mantenimiento. “Aunque nos extraña que no se hubiera planificado y anunciado con tiempo suficiente y no tengan un plazo determinado para su ejecución”, indican.

Las autopistas, cada vez más caras

“El norte de España mantiene un aislamiento histórico al sufrir, además, una precaria infraestructura en otros modos de transporte, con autopistas de peaje, a las que acaban además de subir su precio, y unas conexiones aéreas escasas y caras”, denuncian los hosteleros de Galicia, Asturias, Cantabria y País Vasco.